Jackfruit o la nueva Carne Vegana

Mundo Gastro

Jackfruit o la nueva Carne Vegana

El jackfruit es la fruta de árbol más grande del mundo, cuando está madura es una fruta tropical similar a otras muchas, pero la sorpresa viene cuando esta fruta aun esta “verde” ya que al cocinarla se consigue una textura muy parecida a la carne de cerdo.

El jackfruit es rico en fibras, hierro, calcio y vitaminas B, aunque no alcanza ni de lejos su contenido proteico.

Se considera la fruta más grande del mundo ya que existen piezas de hasta cincuenta kilos, aunque su peso habitual está entre 30 y 35 kilos.

Es una fruta que contiene muchísimo latex, y es muy pegajosa, su interior, es de color amarillo, similar al mango.

Su jugo es ligeramente ácido y profundamente dulce, con un sabor que recuerda la mezcla de mango con naranja.

Su aspecto no es bonito. Es de piel rugosa. De color verde y presenta algunas protuberancias. Cuando madura toma un color marrón.

El jackfruit proviene del sur de Asia, y de hecho es la fruta nacional de Bangladesh, también la podremos encontrar bajo otras denominaciones como, saca, jaca o paananen.

Esta fruta se está consolidando como sustituto de la carne en dietas vegana ya porque, sin pasar por ningún proceso de elaboración químico, el jackfruit tiene ya de por sí una textura que se asemeja lo suficiente a la carne de cerdo o de pollo.

Pese a su sabor y textura, la carne del jackfruit no es una fruta tan proteica como otras que podemos encontrar en el mercado español: tiene 1,7 gramos de proteínas cada 100 gramos de fruta, así que está bastante por debajo de las cinco frutas más proteicas como son la guayaba con 2,6 gramos, la alcaparra con 2,4 gramos, el aguacate con 2 gramos y las aceitunas negras que tiene igualmente 2 gramos.
Sin embargo su contenido proteico esta fundamentalmente en las semillas del jackfruit, mientras que la pulpa de esta fruta tiene 1,5 gramos, sus semillas tienen 6 gramos de proteínas. Estas semillas puedes tomarlas cocidas y cocinadas como si fueran legumbres, o tostadas.
Su textura es similar a la carne de pollo o cerdo, además de ser una fuente de proteínas, baja en calorías y no contener azúcar. Su sabor se ha descrito como una mezcla entre el mango, la pera y el melocotón.
El sabor del jackfruit cocido se puede asimilar al de la carne de cerdo y su apariencia similar a la de una pechuga de pollo.
El Jackfruit BBQ se ha convertido en tendencia entre los foodies veganos, tratando el Jackfruit como si fuera “pulled pork”.

©2019 GASTRO Magazine es una publicación online de GENTE DE MARKETING| Aviso legal |

Lo + top

Inicia Sesión con tu Usuario y Contraseña

¿Olvidó sus datos?